Los internos con puntuaciones altas en rasgos interpersonales y afectivos se sirven del modo de caminar de las personas para identificar a los sujetos vulnerables

Las claves no verbales nos dicen mucho acerca de las personas y los sujetos predadores con rasgos psicopáticos pueden ser muy hábiles en descifrarlas. Esto significa que pueden tener una aptitud natural para leer las claves indicadoras de vulnerabilidad ante la victimización, lo que les permite  identificar a sus potenciales víctimas.

Las investigaciones han mostrado que el lenguaje corporal de  las víctimas es diferente del de quienes no han sido víctimas (Grayson & Stein, 1981), y este lenguaje corporal proporciona claves inadvertidas que señalan la vulnerabilidad (Nontepare & Zebrowitz-McArthur, 1998). Más específicamente, las investigaciones han mostrado que algunos criminales usan la manera de caminar de las personas, entre otras cosas, para juzgar que tan fácilmente alguien puede ser victimizado. Se descubrió que los movimientos que difieren entre víctimas y no víctimas incluyen: las zancadas (las personas arrastran o levantaban sus pies en forma poco natural), el tiempo al caminar (las víctimas caminan más lento), la postura (las víctimas caminan levemente agachadas y miran hacia el suelo), fluidez (las víctimas eran más vacilantes y movían las manos y los brazos de lado a lado) y la suavidad (las víctimas balanceaban los brazos de lado a lado como si estuvieran separados de sí mismos y sin el adecuado equilibrio) (Grayson & Stein, 1981; Sakaguchi & Hasegawa, 2006).

Book et al. (Book, Costello, & Camilleri, 2013)  examinaron la relación entre psicopatía y percepción de la vulnerabilidad de la víctima. En este estudio, un grupo de internos de una cárcel de alta seguridad con al menos 1 condena por un delito violento, observaron videos de hombres y mujeres caminando. Algunos de los individuos habían sido previamente victimizados  y otros no. Los internos evaluaron la vulnerabilidad de estas personas a la victimización (es decir, su vulnerabilidad a ser atacados para robarles). También se les pidió a los internos que dieran las razones de su apreciación. Los internos fueron evaluados por medio del test de Evaluación de Psicopatía de Hare (PCL-R; (Hare, 2003)).

Los internos con puntuaciones más altas en la escala de psicopatía pudieron predecir con mayor exactitud la vulnerabilidad de la víctima. De hecho, fueron los internos con puntajes superiores en los rasgos interpersonales y afectivos de la psicopatía (es decir, manipulación, encanto superficial, y falta de empatía) los que obtuvieron mayor exactitud en sus evaluaciones. Los internos psicopáticos identificaron la forma en que la gente caminaba como uno de los factores en su decisión, mientras que los otros internos justificaron con variables como género, estructura corporal y la capacidad de respuesta.

Este estudio proporciona evidencia significativa de que los delincuentes con rasgos psicopáticos tienen una habilidad aumentada para detectar la vulnerabilidad. El resultado de este estudio muestra la importancia que la forma de caminar puede tener para los sujetos con rasgos psicopáticos cuando están diferenciando entre aquellos sujetos que son especialmente vulnerables a la victimización violenta de los que son menos vulnerables.

Book, A., Costello, k., & Camilleri, J. A. (2013). Psychopathy and victim selection: the use of gait as a cue to vulnerability. Interpersonal Violence, 28(11), 2368-2383. doi: 10.1177/0886260512475315

Grayson, B., & Stein, M. I. (1981). Attracting Assault: Victim´s nonverbal cues. Journal of Communications, 31, 68-75.

Hare, R. D. (2003). Hare Psychopathy Checklist-Revised (2nd. Ed.). Toronto, Ontario, Canada: Multi-Health Systems.

Nontepare, J. M., & Zebrowitz-McArthur, L. A. (1998). Impressions of people created by age-related quialities of their gaits. Journal of Personality and Social Psychology, 55, 457-556. doi: 547-5560022-351/88/

Sakaguchi, K., & Hasegawa, T. (2006). Person perception through gait information and target choice for sexual advances: comparison of likely targets in experiments and real life. Jorurnal of Nonverbal Behavior, 30, 63-85. doi: 10.1007/s10919-006-0006-2

Escrito por Alexa Larouche Wilson y el Comité de Investigación

Comments are closed.

Powered by WordPress. Designed by WooThemes